Crítica de Sonatine

(1993)
    Sardy
    Por Sardy
    4

    Aunque está calificada por ahí como obra maestra, a mí me ha parecido todo lo contrario. Takeshi Kitano será un gran director pero está claro que aquí todavía no lo era, o al menos, no lo demostraba.

     

    Las interpretaciones me han parecido malas incluso para el estandar japonés. Los personajes me han parecido robóticos y los que no directamente ridículos. 

     

    El guión parte de una guerra entre bandas yakuza, donde Kitano tiene que poner orden. El guión me ha parecido muy confuso, al final todo deriva en que KItano y su grupo deben esconderse hasta que se calmen las cosas y para ello se refugian en una casa fuera de la playa. En este punto gastamos la mayoría del metraje, viendo como los miembros de la banda de Kitano buscan maneras de pasar el tiempo para no aburrirse, y al final el que se acaba aburriendo es el espectador, que no sabe lo que está viendo ni a donde quiere llegar Kitano.

     

    Sonatine acaba siendo una película de la que desconectas, ya sea porque el guión es un sinsentido, porque los personajes actuan como retrasados, o porque simplemente no mantiene el interés.


    En fin, una pelicula aburrida, muy justa tecnicamente y totalmente prescindible.

    para poder comentar