Crítica de Agosto

(2013)
    Maribel
    Por Maribel
    8

    Agosto es de esas películas que te dejan un mal cuerpo una vez vistas que no se puede aguantar. Está tan bien engranada que uno no se da cuenta de lo mal que lo está pasando hasta el final. Las miserias más abominables van surgiendo una a una a lo largo de toda la cinta y parece que la cosa va in crescendo hasta el punto álgido.

     

    Se hace patente continuamente que la película tiene su origen una obra de teatro, y muchas escenas están tratadas como tal. Pero eso a mi siempre me ha gustado y así como hay gente a la que le incomoda el formato, a mi en cambio me resulta muy intenso y enérgico.

     

    Lo más destacable, sin lugar a duda, son las actuaciones. Ninguno de los papeles es fácil y sin embargo todos los protagonistas clavan sus miserables personajes como ningún otro podría haberlo hecho. Por algo son todos pesos pesados de la industria cinematográfica, pero es que incluso la adorable Julia Roberts borda su papel de hermana mayor dura e inflexible que soporta estoicamente cada embestida derrumbándose y volviéndose a levantar constantemente. Alucinante.

     

    No es divertida, no es agradable, no es placentera... pero si queréis ver un espectáculo interpretativo y ahondar en la mequindad y la desdicha humana, no os la podéis perder.

    para poder comentar