Crítica de Science Fiction Volume One: The Osiris Child

(2017)
    Enrique Menéndez
    Por Enrique Menéndez
    4

    "The Osiris Child" se presenta en el festival de Sitges como un producto de ciencia ficción y con la presencia en su reparto de un actor conocido comKellan Lutz. Y tras el visionado se nos sugiere que la idea es continuar con una segunda parte. Pero uno no tiene claro que eso llegue a pasar. Porque este es un producto ambicioso que acaba quedándose en una especie de "quiero y no puedo" y con la sensación de que esto ya lo hemos visto en el canal Syfy y sus maravillosa películas serie B.

    Diseccionada por episodios la película presenta un futuro en el cual una especie de apocalipsis se acerca  y mientras asistimos de la lucha de Kane por encontrar a su hija. En su aventura le acompaña el personaje de Sy interpretado por un Kellan Lutz que seguramente aquí convencerá a muchos de que no es una buena opción para un papel dramático y la verdad tampoco de héroe de acción. Sobre lo de acción ya nos habia quedado claro en "Hércules. El origen de la leyenda". Y aquí fracasa nuevamente en su intento.  Los secundarios que les acompañan parecen sacados de una versión de estar por casa de Mad Max y el espectador no consigue sentir simpatía por ellos en ningún momento, tampoco lástima para ser sinceros. Hay que añadir que el guión tampoco acompaña a disponer de buenas escenas y los momentos graciosos no tienen gracia. Desgraciadamente los momentos tristes, esos que uno piensa "ostras que pena" brillan por su poca credibilidad en las interpretaciones  y la película peca de ir pillando cosas que ya hemos visto anteriormente. Y el problema es que todo lo que hemos visto anteriormente es infinitamente mejor que esto.

    Las escenas de acción son muy flojas, los efectos especiales tampoco son de traca y el diseño de los monstruos francamente es horrible. Es una mezcla entre Killer Croc y el personaje de La Cosa de Los 4 Fantásticos. 

    En definitiva, si esta película la ponen un domingo tarde en el canal Syfy dará el pego perfectamente, pero el problema es que da la sensación que la idea era hacer algo más grande, mas ambicioso y tristemente no consigue su objetivo.

    En resumidas cuentas

    para poder comentar